El Ayuntamiento de Breña Baja restaura el Molino del Salinero en el Paseo Litoral de Los Cancajos

El Ayuntamiento de Breña Baja, a través de las áreas de Obras Públicas y Turismo, ha ejecutado recientemente la restauración del Molino del Salinero, uno de los puntos emblemáticos del Paseo Litoral de Los Cancajos, dentro del proyecto de recuperación del Conjunto Histórico de Las Salinas. La actuación ha sido posible dentro del convenio marco de colaboración entre el Cabildo de La Palma y el Ayuntamiento de Breña Baja para el desarrollo del programa FDCAN (2016-2025) en la Isla de La Palma.

La inversión realizada en la obra asciende a 57.771,43. El conjunto histórico de Las Salinas alberga una serie de construcciones destinadas a la producción de sal marina, que conserva todos sus elementos:

• El sistema de extracción del agua marina, mediante el citado molino de viento objeto de esta intervención, cuyo frente da al paseo peatonal. El molino cuenta con un torreón de apoyo de canalizaciones, ubicados al borde mismo de la costa, sobre una plataforma natural de las formaciones rocosas. 


• Los cocederos, perfectamente conservados en su trazado y delimitados por paseos peatonales, y que también han sido objeto de intervención, acondicionamiento y embellecimiento reciente.

• Una construcción singular en el fondo de una de las calas, ejecutada en piedra tallada y forma semicircular, que se apoya a modo de muro de construcción contra el terreno y que se va desde el borde mismo del paseo hasta su contacto con el agua.

Asimismo, los trabajos de restauración han previsto la colocación de dos pasarelas de madera. Una que conecta el conjunto con el paseo peatonal por el Sur y servirá como entrada de servicio para la cafetería-restaurante. La otra, ya existente por el lado norte y situada justo a la entrada del inmueble o Museo de la Sal, con la finalidad de adecuar la actual a las condiciones de accesibilidad establecidas por ley.

La restauración integral del Conjunto Histórico de Las Salinas - que relaciona su sistema constructivo con las culturas norteafricana del barro y la grecorromana de tratamiento de la piedra y la cal - se ha venido acometiendo por fases durante los últimos meses con distintas actuaciones, especialmente las relacionadas con el acondicionamiento de los cocederos y la recuperación del molino.

“Se trata de una trabajo muy pensado y que tiene como objetivo último poner en valor el Centro de Interpretación de la Sal, ya restaurado. Además, los cocederos, en el exterior del edificio serán iluminados mediante un sistema de focos led, siguiendo las recomendaciones del Instituto Astrofísico de Canarias en la lucha permanente contra la contaminación lumínica.”, explica Borja Pérez, alcalde de Breña Baja.

El Conjunto Histórico de Las Salinas se levanta sobre un recorrido litoral de 1’5 km, de lavas volcánicas, que a su encuentro con el mar, han ido configurando caprichosos volúmenes rocosos, con entrantes y salientes y transparentes fondos marinos de rica fauna. “Es un hito turístico único en Canarias al enclavarse en un espacio singular también desde el punto de vista medioambiental”, concluye Juan Manuel Pérez, concejal de Turismo de Breña Baja.